Vende tu carro
Autoshows

Este es el Microlino de producción definitivo

El modelo recibió los últimos cambios estructurales antes de entrar a producción.

Este es el Microlino de producción definitivo

Desde 2018 en Autocosmos venimos escribiendo del Microlino, la reencarnación del siglo 21 del icónico BMW Isetta de los años 50, e incluso anunciamos su fecha de inicio de producción y esto ha provocado que ya tenga más de 24 mil reservas confirmadas.

Con toda esa información disponible, sólo nos restaba mostrarte el modelo definitivo que saldrá a las calles, y éste se acaba de presentar en el IAA de Munich, donde se anunciaron varias novedades de configuración, siendo lo más interesante es que se podrá elegir entre tres capacidades de batería y en tres acabados de diseño y equipamiento: Urban, Dolce y Competizione.

La marca informó, además, que se realizaron este mismo año las últimas modificaciones estructurales al diseño del auto, y no son menores.

La estructura de acero fue completamente revisada para añadir rigidez y seguridad; se expandió el ancho de vías en el eje posterior para mejorar el aplomo; se incluyó una suspensión independiente tipo McPherson en ambos ejes para el confort; se redujo el tamaño del pilar A para mejorar la visibilidad; se incorporó una columna de dirección fija, algo fundamental considerando el acceso al auto, y se mejoró la aerodinámica con cambios en las luces y espejos. 

Lo que se mantiene de antes es su habitáculo para dos personas y un lugar de carga para 230 litros, además de un peso de 435 kilos. También cuenta con barras de luces LED, un botón para abrir la puerta delantera y un cuadro de instrumentos digital.

La parte mecánica incluye un motor eléctrico de 12 Hp y 87 lb-pie de par, alimentado de tres opciones de batería: 6.0, 10.5 y 14 kWh de capacidad para las versiones Urban, Dolce y Competizione. La marca indica que la autonomía máxima con cada uno de ellos es de 95, 175 y 230 kilómetros. La velocidad máxima está limitada a 90 km/h para cubrir las normativas europeas para este tipo de modelos homologados como cuadriciclos.

Las tres versiones se diferencian no sólo por la batería, sino también por los colores exteriores disponibles y los acabados interiores.

El Urban se ofrecerá con carrocería blanca o naranjo con techo negro, y un interior negro o antracita. El Dolce añade detalles cromados exteriores, así como los colores Menta, Rojo y Azul, combinados con un toldo blanco y una barra de luces LED adelante y atrás. El interior está tapizado en tela o cuero sintético. El Competiziones incluye una selección de tonos mate que contrastan con el toldo negro.

El Microlino 2.0 se producirá en Milán desde este mismo año y sus precios parten en 12,500 euros, y la marca estima producir unas 7,500 unidades en su primer año.

Marcelo Palomino recomienda

Cuéntanos que opinas